Widgetized Section

Go to Admin » Appearance » Widgets » and move Gabfire Widget: Social into that MastheadOverlay zone

15 Junio 2015 • Diifícil dilema entre la libertad de cada uno y su repercusión en la libertad (o en la salud) de los otros

Manuel Parra Celaya

Objeciones de conciencia

L0027419 (Left) face of a man suffering from smallpox; (right) vPasada a la historia la objeción de conciencia a defender a la patria común con armas –es decir, hacer la mili- por su supresión (o suspensión, dicen los expertos) bajo la hégira de Aznar, y de plena actualidad la objeción de conciencia fiscal, especialmente por su puesta en práctica por parte de ciertos políticos y otros personajillos, se convierte ahora en noticia la objeción de conciencia a la vacunación de los niños, que al parecer está organizada y dignamente representada por sus correspondientes asociaciones.

Pero este asunto no me lo puedo tomar, ni por asomo, frívolamente o en tono festivo y anecdótico; especialmente cuando pienso en ese crío de Olot, contagiado de difteria –enfermedad que se creía erradicada-, que sigue grave en el Hospital Valle de Hebrón de Barcelona; o cuando imagino que mis hijos, en otra época (ahora son mayores y con otros problemas) pudieran haber estado en su lugar, si yo como padre o cualquier padre de sus compañeros de colegio hubiéramos optado por esta objeción de conciencia a la vacunación.

Estamos de nuevo en el difícil dilema entre la libertad y la seguridad; o bien entre la libertad de cada uno y su repercusión en la libertad (o en la salud) de los otros, que acaso puede ser vulnerada por una decisión, sea fundamentada en la conciencia, sea como protesta social contra las industrias farmacéuticas, sea basada en datos, supuestamente científicos, en los que es lícito creer, pero sobre los cuales no se puede obligar a creer a los demás ni a sufrir las consecuencias de la supuesta creencia.

Alambicando, también estamos ante una pugna entre libertad y autoridad; y no me refiero, por supuesto, al error manifiesto de identificar autoridad y poder; ni aludo al Ministerio de Sanidad o a las consejerías autonómicas en este campo. Me refiero a la autoridad moral, respaldada por el conocimiento profundo de la ciencia. Este tipo de autoridad –la auctoritas romana- es lo que hoy en día se cuestiona; y, al igual que en el ámbito de lo científico, en cualquier rama del saber, de los estudios, del pensamiento, de la religión o del arte. No hace falta más que presenciar un debate televisivo para comprobar que cualquier tertuliano mindungui se permite el lujo de rebatir una idea sostenida por alguien que es una verdadera autoridad en determinada materia.

Vayamos más allá: si la Modernidad despreció y atacó cualquier autoridad que venía conferida por la tradición heredada y encumbró la razón y el progreso hasta transformarlos en dogmas, su hija, la Postmodernidad, se ha encargado de acabar con estos dogmas, entregándolos a la desconfianza, el escepticismo y la burla.

¿No sería más deseable que el ser humano de nuestros días, superviviente de estos vaivenes, llegara a conciliar lo tradicional y lo moderno y asumiera que existe una jerarquía que viene dada por el saber o la experiencia? Acaso debemos volver a considerar –como imperativo de nuestro tiempo, que existen categorías permanentes de razón por encima de las opiniones, por muy respetables que estas sean. En la medicina, en la religión, en la política, incluso.
Y, sobre todo, cuando está en juego la vida de un niño.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD

  • DesdeMiCampanario.es declina toda la responsabilidad sobre las opiniones vertidas por los lectores en los comentarios.
  • Serán eliminados todos los comentarios que contengan insultos, blasfemias, inmoralidades, errores doctrinales o teológicos, proselitismo y/o apología de las falsas religiones e ideologías, etc...
  • Serán eliminados los 'comentarios basura', los enlaces publicitarios y los que infrinjan la ley.
  • Serán eliminados los comentarios que claramente tengan intención de sabotaje.
  • DesdeMiCampanario.es se reserva el derecho de corregir la ortografía y gramática de los comentarios.

ETIQUETAS HTML

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>