Widgetized Section

Go to Admin » Appearance » Widgets » and move Gabfire Widget: Social into that MastheadOverlay zone

18 Julio 2015 • Hay que distinguir entre lo que es básico en la doctrina de José Antonio y lo que es accesorio

Sigfredo Hillers de Luque

Sobre el pretendido “influjo directo de Marx en José Antonio”

Sobre el pretendido “influjo directo de Marx en José Antonio”, expuesto por Adriano Gómez Molina en un reciente artículo (junio 2015) que se difunde por círculos falangistas.

José AntonioComo pensador o personaje político, creo recordar que Adriano Gómez Molina (n. 1935) ha ocupado altos cargos de responsabilidad en la Secretaría General del Movimiento (Alcalá, 44) junto con cargos de “menor tamaño” en la Agencia EFE; Radio Nacional de España; TVE, Instituto de Estudios Políticos, etc.(incluyendo ser el autor de letras de cancioncillas “light”… después de la castración del Frente de Juventudes (Falanges Juveniles) por parte de López Cancio) … Lo cual demuestra con su ejemplo que para ello, en la Secretaría General del Movimiento, no se necesitaba ser falangista ni conocer la doctrina de José Antonio. En efecto, Gómez Molina demuestra con su artículo que ni conoció entonces -ni conoce ahora- la doctrina de José Antonio y, por supuesto, tampoco la doctrina de Marx. Más adelante lo demostraremos con hechos irrefutables.

En sus datos autobiográficos, Gómez Molina (en adelante G.M., advirtiendo al lector que con ello no pretendemos compararle con la “General Motors”…) se define como “estudioso de la figura y de la circunstancia histórica de José Antonio Primo de Rivera y cultiva (sic) la revisión crítica del fascismo español (sic)”. (N.B. Silencia los cargos que ocupó en Alcalá, 44…)

La primera parte de esta auto-biografía parece ser correcta, i.e. “estudioso de la figura y de la circunstancia de José Antonio”, pero… excluyendo su doctrina. Sin embargo en la segunda parte de sus apuntes auto-biográficos, se delata. Una persona que “cultiva” y confunde la doctrina de José Antonio con el Fascismo… es que no tiene ni la menor idea de lo que es la doctrina falangista ni de lo que es el Fascismo.

____________________

N.B. Si algún alma caritativa quisiera regalarle al Sr. Gómez Molina un ejemplar de mi libro “Falange y Fascismo”(*) publicado hace 30 años, formando parte de un libro de texto para los alumnos de la Facultad de Derecho (curso de Doctorado) -Univ.Compl.Madrid, quizás llegue a enterarse de la diferencia abismal entre la doctrina falangista (basada en el Derecho natural cristiano) y la doctrina fascista (basada en el paganismo de la antigua Roma). *)…a ser posible en la edición de Galland Books -Valladolid y no en edición pirata…

____________________

Ciñéndonos al tema principal del citado artículo del citado autor: “El influjo (sic) directo de Carlos Marx en José Antonio”, bastaría con citar algunas de la magistrales definiciones del pensamiento de José Antonio para dar por concluido el asunto, i.e. poner en evidencia el dislate o mejor dicho, la aberración de semejante afirmación: 1) “La interpretación católica de la existencia (N.B. Lo que los alemanes denominan “Weltanschauung”(*) es en primer lugar la verdadera y además, históricamente, la española”. 2) El concepto de “hombre” como “ser portador de valores eternos… con un alma capaz de salvarse o condenarse” ; 3) Queremos implantar una justicia social profunda, para que sobre esa base los pueblos (sic en plural) vuelvan a la supremacía de lo espiritual.

Es realmente asombrosa la profundidad del pensamiento de un José Antonio, a sus 30 años de edad. Su valentía intelectual como político se agranda aún más si la comparamos con la “tropa” que nos ha proporcionado el actual régimen político partitocrático en España, empezando por el reconocido como “el mejor Rey de España”, i.e. Juan Carlos I (Victoria Prego dixit y ninguno del gremio se atreve a refutarla) y continuando por Adolfo Suárez (el mejor político que ha tenido España… vox populi… después de 7 horas contínuas de t.v. después de su muerte); Felipe Gonzalez, Alfonso Guerra; Leopoldo Calvo Sotelo; Aznar, Rajoy; Zapatero, etc. (*) Lo que algunos denominan “cosmovisión”, termino admitido por la RAE y acuñado por el intelectual comunista Wenceslao Roces… Lo cual es una auténtica barbaridad… aunque lo diga la RAE… denominar al mundo del pensamiento como “cosmos”… Hasta la URSS lo corroboró acuñando “cosmonauta”; “cosmódromo”etc. derivado del sustantivo “cosmos”, naturalmente… Y la RAE sin enterarse…

Cualquier conocedor del pensamiento de Marx, aunque sea a nivel muy superficial, podrá deducir fácilmente que las citas antedichas del pensamiento de José Antonio son incompatibles con la doctrina de Marx. Sensu contrario podremos decir sin temor a equivocarnos, que la pretendida influencia (GM dice “influjo”) del marxismo en el pensamiento de José Antonio, de existir (que lo ponemos en duda y luego lo veremos) habría de ser necesariamente mínima, por no decir nula. Compárese con la influencia (“influjo”) del Cristianismo, i.e. Derecho Natural cristiano en general y de Sto. Tomás en particular. Es una pura extravagancia de GM que pretende anotarse el tanto de “novedad periodística”, ya que según él, el pretendido “influjo directo de Carlos Marx …ha quedado largo tiempo en la penumbra.

Repito… con lo antedicho basta y sobra para demostrar el dislate de GM (o “boutade” que suelen decir quienes no saben francés…). No obstante, por si el curioso lector no queda satisfecho…. y sobre todo porque GM pretende paliar su declarado desconocimiento de la doctrina de Marx con los trabajos de su admirado profesor Manuel Sacristán (1925-1985), inicialmente seguidor de José Antonio y posteriormente acérrimo admirador de Stalin, Krutschef; Brezhnev….

____________________

N.B. Un buen ejemplo de la “férrea dictadura franquista” que hacía posible el que un militante activo del Partido Comunista pudiese impartir su amada doctrina en la Universidad (“franquista”) de Barcelona…

____________________

Chapiro, Marx y Engels en la redacción de la "Neue Rheinische Zeitung"

Chapiro, Marx y Engels en la redacción de la “Neue Rheinische Zeitung”

Sin necesidad de sumergirnos en el “proceloso mar” de la doctrina marxista,que daría pie a múltiples interpretaciones, hagamos un rápido repaso histórico presentando hechos irrefutables que impiden cualquier posible controversia.

Ya en vida de Karl Marx el único intérprete de su pensamiento político y económico es Friedrich Engels… repito, no que fuese uno de los más destacados intérpretes o el mejor intérprete, sino el único autorizado y confirmado por Marx hasta su muerte (independientemente de que Marx podía residir de forma permanente en Londres gracias a la ayuda económica suministrada periódicamente por Engels, co-titular de la propiedad familiar de fábricas en Manchester, etc. De ahí que Engels viviese/residiese más tiempo en Inglaterra que en Alemania), falleciendo en Londres (1895) como su admirado Karl Marx (1883).

El partido político en el que militan, al menos espiritualmente, tanto Marx como Engels es el Partido Social-Democrático de Alemania (i.e. SPD = Sozialdemokratische Partei Deutschlands). Sirva este dato para disipar tanta “niebla” en tanto despistado investigador pseudo-científico que se esfuerza en distinguir entre Socialismo marxista y Social-Democracia. Después de la II GM la poderosa maquinaria propagandística de la Unión Soviética supo difundir “urbi et orbi” la falacia de que ellos representaban el Socialismo “duro” o auténtico en tanto que el Socialismo de los paises occidentales, encabezados por Alemania Occ., era un Socialismo “aguado”, i.e. la Socialdemocracia. (N.B. Si bien en el Congreso de Bad Godesberg 1959, Willy Brandt tuvo que “afeitar las barbas” a Marx, i.e. abjurar del marxismo, porque … perdía todas las elecciones una tras otra frente a Adenauer (demócrata-cristiano), siendo ilógico e inconcebible para millones de alemanes, después de la II GM, la fidelidad teórica al pensamiento de Marx y la protección militar de las potencias vencedoras occidentales ante una mas que probable invasión soviética desde la Alemania comunista…

1875 -El Congreso de Gotha -El Programa de Gotha del SPD.- La dirección del SPD envía a Marx residente en Londres un borrador del Programa recabando su opinión sobre los distintos puntos. Marx les hace llegar sus comentarios a modo de “Notas o glosas marginales” (“Randglossen”). Tan demoledoras que los dirigentes del SPD optan por no incluir la mayoría de ellas en el proyecto definitivo. Más todavía, no consideran conveniente publicarlas en su revista oficial “Neue Zeit”, a pesar del insistente deseo por escrito tanto de Marx como de Engels. Hasta 1891 -después de fallecido Marx- no lo consigue Engels.

Algunas peculiaridades del Congreso y Programa de Gotha.- Quien tenga algún conocido dentro de la cúpula del PSOE podrá comprobar un caso curioso. Nadie conoce el Programa de Gotha (1875). Algunos de los más “leídos”, solo conoce la “Critica al Programa de Gotha” de Marx.(*)

(*) Razón por la cual y siguiendo el ejemplo de Marx, el que suscribe publicó en 1983 en la Revista de la Facultad de Derecho (Univ. Complut. de Madrid) un extenso y demoledor artículo titulado “Randglossen a la Constitución de 1978” , confiando -mas bien soñando…- que dentro de 100 años de la Constitución española de 1978 solo se recordase por mis “Randglossen”…Modesto e iluso que es uno…

Dentro de la crítica de Marx al citado Programa de Gotha hay una peculiaridad que suelen ocultar los socialistas presuntos estudiosos de la doctrina marxista. Marx rechaza de plano el postulado socialista expuesto en dicho Programa de prohibir el trabajo infantil (Kinderarbeit). Y hasta lo “razona”: “La prohibición genérica del trabajo infantil es incompatible con la existencia de la gran industria, y por lo tanto es un piadoso y vano deseo” (“… und daher ein leerer frommer Wunsch” en palabras literales de Marx). GM tendrá que admitir que la pretendida “influencia (influjo) directa” del pensamiento de Marx en este punto no se refleja afortunadamente en la doctrina de José Antonio.

Tratando de resumir este epígrafe, se puede comprobar que en 1875 el pensamiento de Karl Marx (1818-1883) estaba lejos de influir en la doctrina socialista en el mundo. empezando por Alemania y Austria, con los partidos socialistas más numerosos y doctrinarios de la internacional socialista.

Añadir a lo antedicho que Marx concluye sus “Randglossen” o crítica demoledora del proyecto del Programa de Gotha dejando bien patente que dicho Programa está lejos de reflejar su pensamiento. Y lo curioso es que utiliza una fórmula en latín que se utilizaba en aquella época como “objeción de conciencia” en círculos eclesiásticos… y con alguna errata: “Dixit et salvavit anima mea”.

Más todavía, por aquellas fechas, Marx escribe una carta a su amigo Wilhelm Bracke, adjuntándole sus “enfurecidas” Randglossen, con el encargo de que las pasase a personas de su confianza dentro de la cúpula socialista como Bebel, Wilhelm Liebknecht y Auer, añadiendo algo sorprendente… que junto con Engels tenían la intención de hacer una declaración publica al término del Congreso de Gotha donde ambos expresarían que estaban lejos de de coincidir con los principios doctrinales del Programa y que no tenían nada que ver con él”. Literalmente en palabras de Marx: “… wir besagtem Prinzipienprogramm durchaus fernstehen und nichts damit zu tun“.

Pero aún hay más en este importante Congreso de Gotha que tan desconocido es para los presuntos investigadores del marxismo… “o que ha quedado largo tiempo en la penumbra…”, parafraseando a GM… Es una página muy importante para rebatir de plano el planteamiento de GM… Resulta que por aquellas fechas Marx y Engels, están lanzando, a través del portavoz del SPD, el periódico “Vorwärts” un formidable ataque con toda su artillería pesada contra el Prof. Eugen Dühring (1833-1921), por considerar que, dada su sólida formación doctrinal, podría eclipsarles… y además era ya “vox populi” que estaba captando importantes adeptos entre los dirigentes.

Es importante subrayar que el peso fundamental de toda la exposición doctrinal corre a cargo de Engels, mientras que Marx se reserva el capítulo de Economía. Mayor espaldarazo doctrinal de Marx hacia Engels, imposible. Los artículos se van sucediendo por entregas. Lleva un largo, larguísimo y enrevesado título (*), que más tarde, de forma resumida, se conoce como el “Anti-Dühring”. (*) “Herrn Eugen Dührings Umwälzung der Philosophie”; “Herrn Eugen Dührings Umwälzung der politischen Ökonomie”; “Herrn Eugen Dührings Umwälzung des Sozialismus”.

Y seguimos destacando la importancia del Congreso de Gotha (1875) porque August Bebel que lo preside tiene que resolver un agudo problema… Nada menos que una protesta formal presentada por un grupo de destacados socialistas contra Marx y Engels, exigiendo que figure en el orden del día para ser votada como declaración oficial del Congreso, con el siguiente texto: “El Congreso declara que artículos como por ejemplo las críticas publicadas en los últimos meses contra Dühring por parte de Engels, para la gran mayoría de los lectores del “Vorwärts” carecen totalmente de interés o hasta son altamente escandalosos (*) y que por lo tanto en el futuro han de quedar fuera del órgano central del Partido”. (*)”… völlig ohne Interesse oder gar höchst anstosserregend sind.

Bebel en modo alguno quería enfrentarse a Marx y Engels y logró una solución de compromiso… i.e. se seguirían publicando pero… separadamente, como “anexo científico” (wissenschaftliche Beilage). De todos modos, el objetivo final se consiguió plenamente. La explicación clara y certera de la doctrina marxista expuesta por Engels fue magistral. Sentó cátedra. Por la sencilla razón de que hasta entonces -y dicho en lenguaje barriobajero, casi blasfemo- “a Marx no había Dios que lo entendiera” … Ni los propios alemanes… Más todavía, ni los propios socialistas alemanes contemporáneos de Marx. Dos ejemplos clásicos: Karl Kautsky (1854-1938) y Eduard Bernstein (1850-1932). Dos destacados dirigentes socialistas. Antiguos seguidores de Dühring. Llegan al marxismo a través de las magistrales exposiciones de Engels y se convirtieron en sus dos discípulos predilectos. Engels, cercano a su muerte, los nombró sus albaceas testamentarios, con poderes para seleccionar, publicar o destruir los escritos que él dejara…. y GM los coloca en el epígrafe de los “revisionistas” dentro del mismo saco que a Lenin, Rosa Luxemburg,Karl Liebknecht, Trotzky, etc.

Oigamos a Kautsky, explicando su conversión al marxismo: “Solo a partir de Engels hemos aprendido a comprender a Marx” (lit. Erst durch Engels haben wir Marx begreifen gelernt); Después de leer los artículos de Engels en el “Vorwärts”, declara que por primera vez se vió en condiciones de pensar y actuar sistemáticamente en marxista: “… systematisch marxistisch zu denken und zu arbeiten”. Y continúa diciendo: “Se me desprendieron todos los restos de eclecticismo y me convertí en un marxista convencido… y así he permanecido hasta hoy…” ( Alle die Reste von Eklektizismus fielen nun von mir ab… ich wurde ein überzeugter und konsequenter Marxist und bin es geblieben bis heute.

Bernstein por su parte se expresa en parecidos términos a su “hermano gemelo” Kautsky. Con esa humildad propia de los grandes intelectuales, declara abiertamente: “En conjunto, antes de Engels, todos éramos unos socialistas bastante eclécticos…” (Wir waren so ziemlich allesamt sozialistische Eklektiker…)… Recuerdo aquel maravilloso libro de Engels que llevo en mi corazón y que en aquel tiempo abrió el camino en amplios sectores del Partido para poder entender ampliamente el fabuloso mundo del pensamiento de Marx … “. Las tesis expuestas por Engels en sus artículos del “Vorwärts” y que a él (a Bernstein) le abrieron los ojos al marxismo, las considera irrefutables, incontrovertibles (unanfechtbar) y las considera en su conjunto -parafraseando el vocabulario católico- como el “Credo socialista).

Así pues, gracias a la sinceridad … y a la humildad… de estos dos socialistas alemanes contemporáneos de Marx, podemos reiterarnos en la frase antedicha, ahora algo más “dulcificada”: A Marx no había gitano que le entendiera leyendo sus escritos… Por mucho que se empeñe GM al hablar del “influjo directo de Marx en José Antonio”. Nunca existió tal influencia (“influjo”) y mucho menos directa. Primero porque José Antonio no sabía alemán, aunque sí … y bastante bien por cierto… Inglés y Francés (*)

____________________

(*) Creo tener elementos de juicio suficientes… Para quienes no me conocen … y pidiendo previamente disculpas por la vanidad… decirles que quien ésto afirma es profesor titulado de Inglés desde 1953 con más de 15 años de experiencia docente en el entonces prestigioso “Briam Institute” de Madrid; 5 años después también profesor titulado de Alemán y más tarde traductor-intérprete de Francés, con más de 20 años de experiencia.

Y además porque los autores en los que se apoya GM, i.e. su admirado profesor comunista Manuel Sacristán; el Prof. Olariaga; Tugan Varanowski, etc. no pueden equipararse ni de lejos en el conocimiento del idioma alemán a Kautsky y Bernstein. Más todavía si añadimos, como realmente lo eran, dirigentes socialistas contemporáneos de Marx. No es lo mismo p.e. leer “El Quijote” en el s. XXI que leerlo en su versión original por un contemporáneo de Cervantes… Posteriormente y gracias a la financiación de Engels, tanto Kautsky como Bernstein viajan en diversas ocasiones a Londres para poder conocer y dialogar con Marx.

Por consiguiente, cualquiera de nosotros puede decir sin temor a equivocarse, a cualquier “presumido” que pretenda afirmar que es marxista por conocimiento directo de las obras de Marx, que es MENTIRA… que es un embustero. Por lógica … y por la regla de tres simple… que es a lo más que llego yo en Matemáticas… Si Kautsky y Bernstein, siendo alemanes y socialistas contemporáneos de Marx, no lograron comprenderle… leyendo sus obras directamente… fácil es suponer que … etc. etc. están mintiendo y presumiendo de… etc.

____________________

El Programa de Erfurt (1891) .- Si importante fue el Congreso de Gotha por las razones ya expuestas, no menos lo fue -y por muy diferentes razones- el Congreso de Erfurt. Nada menos que la aprobación del marxismo como doctrina oficial del Socialismo. Del SPD stricto sensu y de la Internacional Socialista en su sentido más amplio, por las razones ya apuntadas. A juicio del conocido analista y sociólogo Werner Sombart (a quien tengo dedicado todo un capítulo en mi libro “El Socialismo. Socialismo marxista – Socialismo democrático” (*): “El Socialismo desde un enfoque sociológico”… “… con este Programa culmina el proceso de marxistización, según el cual el Socialismo se inserta plenamente en el planteamiento ideológico y práctico formulado por Marx, i.e. vulgarmente conocido como “marxismo”. A partir de entonces se puede decir con propiedad que Socialismo y Marxismo son términos sinónimos”, concluye Sombart. Añadir que Karl Marx, fallecido en 1883, no pudo disfrutar de su rotundo triunfo. (*) Quizás haya otra alma caritativa que pueda enviar a GM un ejemplar de este libro publicado hace más de 30 años. Preferiblemente la edición reciente publicada por una editorial USA, ya que contiene un capítulo dedicado a los Programas socialistas.

El Programa había sido elaborado y redactado totalmente por Kautsky y Bernstein, bajo la dirección de Engels y con la previa aprobación de August Bebel. Cuando le llega la noticia a Engels en Londres, del rotundo éxito, escribe exultante de júbilo: “Tenemos la satisfacción (sic) de que la crítica marxista (sic) se ha impuesto completamente” ( Wir haben die Satisfaktion (sic), dass die Marxsche Kritik komplett durchgeschalagen hat). N.B. Nótese la influencia inglesa en el lenguaje de Engels por sus largas estancias en Inglaterra. Hace una “traducción” del término inglés “satisfaction” en lugar de utilizar un vocablo alemán… Befriedigung; Zufriedenheit; Genugtuung… una “petite différence” ¿Verdad? Curioso es también que habla de la “crítica marxista” en lugar de la “doctrina marxista”..

Llegado a este punto, es necesario y muy importante fijar posiciones, para no perdernos en inútiles disquisiciones y centrándonos en lo más importante dentro del “galimatías” del artículo de GM…

1) Hasta 1891, y ya fallecido Marx, el marxismo no logra imponerse en la corriente socialista de Alemania y Austria y por ende en la internacional socialista. Antes -véase el anterior epígrafe del Congreso de Gotha- Marx cosecha un sonoro fracaso… Igual que también lo cosechó en Inglaterra, a pesar de vivir permanentemente en Londres… por muy diversas causas… que si las enumerase nos apartarían de las “ligeras críticas” que hago del artículo de GM.

Necesariamente tengo que remitirme al capítulo “El Socialismo inglés” que le dedico en mi citado libro. Solo señalar dos notas curiosas que destacan los muy versados en el Socialismo ingles… a) Porque venía de la mano de un extranjero… Karl Marx… judio-alemán y b) porque el inglés medio no veía “con buenos ojos” -ni siquiera a nivel sindical- que Marx fuese un “blasfemo” ( otros autores dicen un “ateo”… N.B. No utilizo aquí la palabra “agnóstico” porque Engels tiene una contundente y demoledora definición de lo que es un “agnóstico”.

En cuanto al Socialismo en Francia, a Marx le ocasiona un serio disgusto porque se encuentra dividido en dos. Un Socialismo lo encabeza precisamente el yerno de Marx, Lafargue (casado con su hija mayor) y otra corriente por Guesde, pero… resulta que ninguna de las dos logra enterarse de cuál es el pensamiento de Marx. Existe una anécdota histórica muy singular. La famosa frase de Marx, que los presumidos “iniciados” del Socialismo español enarbolan como demostración de que Marx no era dogmático en absoluto: C’est que je sais, c’est que je ne suis pas marxiste… “Lo que yo sé, es que no soy nada marxista”.

Los “iniciados” españoles se quedan tan contentos… incapaces de profundizar. Ante su desconocimiento de idiomas no se preguntan por qué Marx dice esta frase en francés… Sencillamente porque está contestando a una pregunta que le hace un periodista francés… en Paris, a donde ha ido a visitar a su hija… y de paso a dar un “repaso” a su yerno Lafargue…que dicho en lenguaje vulgar “no se come una rosca” … no se entera de nada… La preguntita envenenada del periodista galo era cuál de las dos corrientes socialistas francesas (Lafargue o Guesde) él, Marx, la consideraba como auténtica; como “marxista”. Marx no podía contestar la verdad: NINGUNA, porque entonces dejaba a su yerno en muy mal lugar…

Respecto al Socialismo en España… Pablo Iglesias funda, como todos sabemos, el PSOE en 1879, pero… de un lado cada vez que menciona a Kautsky, le denomina indefectiblemente “el maestro Kautsky”. Incluso, en colaboración con su hijastro, tiene traducido un libro de Kautsky (*), pero… sigue la línea ideológica del Socialismo francés, porque no sabe “orientarse” con el Socialismo alemán de Marx-Engels + Kautsky-Bernstein… No puede traducir los textos alemanes, al desconocer el idioma alemán… A lo más que llega… y ya es bastante para su rudimentaria formación cultural… es a traducir el francés. El órgano del Socialismo francés (el periódico “Le Socialiste”), es para Pablo Iglesias fuente de “inspiración”… tanto que hasta le copia el nombre (“El Socialista”) y cada lunes y cada martes le “fusila” sus editoriales, sin citar la fuente, claro… (*) El muy embusterillo, dice que es traducción directa del alemán… cuando todos -hasta sus más fervientes admiradores- saben que es una traducción de la versión enfrancés… Y ya es mérito por su parte.

Para terminar el epígrafe de Marx y del marxismo, añadir dos “pinceladas” más… Con el fin de no herir los sentimiento de GM, imaginemos que van dirigidas contra tanto neófito del PSOE que pretende ser marxista por haber estudiado directamente (sic) a Marx… y no a través de Felipe González ni de Alfonso Guerra… ni siquiera de Rdez. Zapatero… Marx siempre se consideró un científico, no un político ni un economista. Se murió convencido de que al igual que Isaac Newton (1643-1727) que había descubierto las leyes naturales de la gravedad (gravitación del universo… su obra: Philosophia naturalis…Principia mathematica) o Charles Darwin (1809-1882) (*) que pretendía haber “descubierto” las leyes naturales de la teoría de la evolución de las especies, él (Karl Marx) había descubierto las leyes naturales que explicaban la evolución de la humanidad a lo largo de los siglos. Principios inmutables que se sucedían por sí mismos, independientemente de la voluntad del hombre….

____________________

(*) Fieles a Marx, los “rogelios” siempre han considerado a Darwin como un auténtico “científico” y la teoría de la evolución de las especies como un gran descubrimiento de la humanidad… Quienes hayan tenido la suerte de conocer por dentro el Museo de Historia del Berlin comunista de la “Alemania democrática”… que de cuando en cuando organizaba las asambleas extraordinarias del entonces clandestino Partido Comunista Español… habría podido contemplar una sala especial para Darwin, donde se “explicaba” gráficamente su teoría.

Consiguientemente, con este planteamiento, Marx no organizaba mítines multitudinarios, ni encabezaba huelgas generales revolucionarias en Alemania, Francia o Inglaterra, enarbolando pancartas reivindicativas contra el capitalismo… del mismo modo que Newton no se multiplicaba, tratando de convencer a sus oyentes de las bondades de la ley de la gravedad. Marx estaba convencido de que las verdades de las “leyes naturales” por él descubiertas, más tarde o más temprano, se impondrían por si mismas…Como ya hemos citado antes, cuando Marx viaja a Paris es para visitar a su hija (y de paso propinar un par de capones a Lafargue, su yerno…) y no para encabezar ninguna manifestación callejera contra el sistema capitalista….

____________________

2) Como ya indicamos anteriormente, GM mete en el mismo “saco” de revisionistas del marxismo a Lenin, Trotzky, Bernstein-Kautsky, Rosa Luxemburg, Karl Liebknecht, etc. Centrémonos en este “pequeño disparate” de GM… Cuando Lenin se hace con el poder a través de la Revolución de Octubre 1917 (calendario juliano vigente entonces en Rusia; noviembre 1917 en calendario gregoriano)…. Primera “matizacion”: Es FALSO… El partido bolchevique de Lenin no se hace entonces con el poder. Es la entrada impetuosa de las “fuerzas revolucionarias” (de distinto signo) en el Palacio de Invierno y la “interrupción” a las 2h10 a.m.(*) si mal no recuerdo, de la sesión del Gobierno de Kerenski… que ya se había “ausentado”, i.e. había salido en busca de refuerzos y no volvió… Terminó sus días (1970) en el exilio en USA…

____________________

(*) Quienes, aparte de la pinacoteca, visiten el Palacio de Invierno de la hoy San Petersburgo… la 1ª vez que yo lo visité hace 50 años se llamaba Leningrado… verán en una de las salas el lugar donde se reunió por última vez el Goberno de Kerenski… con el reloj de mesa parado en la hora exacta… Comienza todo un proceso democrático y revolucionario a la vez (**). Se celebran elecciones generales (a pesar de la oposición del partido bolchevique….), quedando los bolcheviques en destacada minoría (175 diputados de un total de 707… con razón se oponían a que se celebrasen las elecciones)… Se convoca la Asamblea Constituyente (… a la que también se oponía el partido de Lenin, claro). 5 enero 1918 (calendario juliano; 18 enero calendario gregoriano) se celebra la mencionada Asamblea Constituyente… y una por una van siendo rechazadas en votación las propuestas de Lenin con sus famosos Decretos que hubieran configurado el nuevo régimen político de Rusia como un Estado bolchevique… Ante su derrota, se marcha de un “portazo” la facción o minoría bolchevique con Lenin a la cabeza…Y no logran que les secunden… A las 3 h.de la madrugada (otros autores indican las 5 h.) se suspende la sesión y se fija su reanudación para 12 horas más tarde. Ahí se produce el “golpe de mano” de Lenin. Su toma “provisional” del poder. Cuando los diputados van llegando e intentan entrar de nuevo, se encuentran las puertas cerradas y con la guardia letona de Lenin impidiéndoles el paso. Las calles adyacentes están tomadas por los bolcheviques que han instalado puestos de ametralladoras y han ocupado los principales edificios públicos (Telégrafos, etc. estación f.c.). Estamos pues en enero 1918 y no en octubre 1917 (la famosa “Revolución de Octubre”), como pretenden los historiadores soviéticos. Dos meses después (marzo 1918) se desencadena la larga y cruenta guerra civil… hasta dicbre. 1920… casi la misma duración que la Guerra de Liberación española. Surge la figura de León Trotzky, mano derecha de Lenin (cuyo verdadero nombre es Bronstein, de origen judio-alemán), organizador del Ejército Rojo… Sin embargo, en los libros de Historia soviéticos el tema de la guerra civil rusa ocupa unas 7 líneas de texto. Los sucesos anteriores de la Asamblea Constituyente… ni figuran. Afortunadamente, Hollywood salió en nuestra ayuda con su película “Dr. Zhivago”, basada en la novela histórica de Boris Pasternak, Premio Nobel… ergo… la guerra civil rusa existió … marzo 1918-dicbre. 1920… Ya lo creo…

(**) No puedo extenderme… Con todo detalle lo explico en un libro escrito hace más de 25 años: “Derecho-Estado-Sociedad” vol. II (1.200 págs.)… y pido perdón por la auto-propaganda…

____________________

Lenin ha presentado la solicitud correspondiente en la Internacional Socialista (antes y después de la guerra civil, aunque algunos autores discrepan y afirman que solo fue una vez). Pero es rechazada. No se ajusta a los “parámetros” de un partido Socialista de carácter marxista. Recuérdese que desde el Congreso de Erfurt (1891), en la Internacional Socialista predomina la corrientes marxista. Engels ha fallecido en 1895, pero siguen viviendo Kautsky y Bernstein, sus dos discípulos predilectos, nombrados albaceas testamentarios.

Ni que decir tiene que Lenin conoce muy bien la doctrina marxista. La ha estudiado muy a fondo(*). Por supuesto, no directamente, siempre a través de Engels… Sin embargo no está dispuesto a esperar que se vayan produciendo las presuntas “leyes naturales” marcadas por Marx… La población de Rusia en aquella época estaba compuesta en un 80% o más por campesinos. Los campesinos, según el planteamiento científico de Marx, no son trabajadores (proletarios). Según dichas “leyes naturales” han de irse transformando en obreros industriales (proletarios)… Lenin sin necesidad de calculadora… entonces inexistentes… sabe perfectamente que entonces él estaría ya “criando malvas”… No quiere esperar, sino aprovechar la coyuntura histórica y disfrutar del poder absoluto… Kautsky en uno de sus libros expone un ejemplo muy gráfico… Conquistar el poder, saltándose las “leyes naturales” descubiertas por Marx, es como pretender transformar un niño de mantillas en un gallardo y bigardo mocetón en menos de un año… Repetir que Marx siempre se creyó un científico, no un político revolucionario…

____________________

(*) Quien haya conocido el Berlin comunista -capital de la Alemania comunista antes de la caída del muro- recordará que en la fachada de la Biblioteca del Estado figuraba una enorme placa de mármol indicando que allí pasaba largas horas como lector el eximio W.U. LENIN (N.B. curiosamente no indicaba la fecha). Después de la caída del muro, la placa “desapareció”…

____________________

Aleksandr Gerasimov: "Lenin en el Rostrum"

Aleksandr Gerasimov: “Lenin en el Rostrum”

Lenin sabe sobradamente que a la muerte de Engels, Kautsky y Berstein, albaceas testamentarios de Engels, son los indiscutibles intérpretes de Marx. Históricamente no puede negarlo. Lo que hace entonces es propagar, difundir la tesis de que los dos han “cambiado”. Ahora son unos traidores al pensamiento de Marx… son unos “renegados” (*) .

No obstante, por decisión de la Internacional Socialista, el régimen soviético no puede titularse ni “socialista” ni “marxista”. Opta por denominarse Partido “Comunista” y como doctrina tiene que inventarse lo de “marxista-leninista” (**). Y empieza la batalla dialéctica. Ya en 1918 Kautsky publica su libro crítico contra el régimen de Lenin: “La dictadura del proletariado” y en 1919 su demoledor “Terrorismo y comunismo”. La réplica de Lenin no se hace esperar:”La revolución proletaria y el renegado Kautsky” (*)

En el Moscú anterior a la caída del imperio soviético, en una de sus calles principales se erigía una colosal estatua de hierro forjado de Marx acompañado de Engels. Por supuesto nada de Kautsky o Bernstein o cualquier otro posible intérprete…

____________________

(**) Acordaos también de la ridícula pretensión de Fidel Castro cuando en una multitudinaria reunión de su partido,anuncia que a partir de esa fecha se denominará “Partido Comunista cubano marxista- leninista”. Fidel Castro no tenía la menor idea de lo que era la doctrina de Marx ni de la doctriina de Lenin… ¡Ni falta que le hacía! (…acudiendo al sabio refranero español… “Tú dame pan…y llámame tonto…”)

____________________

Volvamos ahora la vista a José Antonio. Resulta que GM en su intento por justificar el título de su artículo, i.e. “El influjo directo de Marx en José Antonio” nos presenta precisamente los errores de José Antonio respecto a las “profecías” de Marx, afirmando que se estaban cumpliendo “inexorablemente”. GM escribe: Los aciertos de Marx asimilados por José Antonio (sic), que reseña Sacristán, pertenecen al terreno del diagnóstico, de la interpretación histórica y de la profecía.

En buena parte es precisamente al revés. Los errores o “patinazos” de José Antonio se basan en los pretendidos aciertos de Marx… Así p.e. José Antonio considera que la famosa “Revolución Rusa” de Octubre 1917; la llegada de Lenin al poder y su permanencia en el mismo, se ajustan a las pretendidas “profecías” de Marx. José Antonio no es que sea un hombre de su tiempo o de su generación, como señala el propio GM. No, sencillamente es que reside en España … y estamos en 1933-1936 … en una pobreza y retraso cultural tremendos. Y por lo tanto José Antonio se equivoca… De todo lo anteriormente expuesto, en España no se tiene ni la menor idea; ni se ha oido hablar de ello…José Antonio se basa en las ideas o noticias erróneas que circulan en aquella España tan atrasada culturalmente y tan retrasada en lo que a la historia de la vida política internacional se refiere…

Primero porque José Antonio en esos años se dedica plenamente a la Falange (1933-1936) y no iba a dedicarse a estudiar el marxismo y las vicisitudes de la Revolución Rusa, encerrándose en la Biblioteca Nacional, etc. etc. Y aunque lo hubiera hecho… Allí tampoco hubiera encontrado los artículos de Marx y Engels en el periódico “Vorwärts” contra Dühring… y mucho menos traducidos al español o al francés o al inglés… ni las “Randglossen” de Marx al Programa de Gotha… Ni el texto del Programa de Erfurt elaborado por Kautsky y Bernstein bajo la dirección de Engels que representaron la entrada y completa aceptación de la ideología de Marx, i.e. el marxismo en el Socialismo alemán y posteriormente en la Internacional Socialista…

En descargo del “despiste” de José Antonio por las razones antedichas, coloquémonos en 1978, en la Facultad de Derecho (Univ.Compl.Madrid). Un gigantesco cartel colocado de lado a lado del vestíbulo de entrada, por parte de un grupo de estudiantes seguidores de Lister en su batalla contra la “traición” de Santiago Carrillo que tan buenas y reconocidas ventajas le reportaron en la España partitocrática que vivimos:

“En Octubre de 1917 por primera vez un pueblo se hace dueño de su destino. Triunfó la revolución socialista en la Unión Soviética.

Se inicia un proceso de liberación social y nacional que explica que hoy un tercio de la humanidad esté construyendo el Socialismo

El PCPE celebra con entusiasmo este 70 aniversario, marcado por el avance que para la consolidación del Socialismo supone el proceso de restructuración emprendido por la comunidad socialista.

¡ A 70 años, el Socialismo avanza !”

Y está escrito en 1978… Y José Antonio escribe en 1935 ¿Verdad que se le puede disculpar su “despiste”?

____________________

N.B. Obsérvese que parece estar escrito en lenguaje de Lenin en 1917… No habla de “Comunismo” sino repetidamente de “Socialismo”; “socialista”… donde Lenin no fue admitido

____________________

ADDENDA: Un pequeño inciso a propósito de la pretendida influencia de la doctrina marxista en la intelectualidad española y en concreto en la Universidad… Una “anécdota histórica” que puedo referir sin miedo a que nadie me lo desmienta… Cuando me incorporo en 1981 en la Facultad de Derecho (Universidad Complutense de Madrid) procedente de la Facultad de CC. de la Información, me dirijo a la Biblioteca –con merecida fama de bien dotada- y compruebo con sorpresa que no existían las Obras completas de Marx y Engels, ni en alemán ni en español. A través del Servicio de Intercambio me informan que tampoco figuran en las bibliotecas de las distintas Facultades de la Universidad (Facultad de CC. Políticas; Facultad de Filosofía, etc.).

Consiguientemente soy yo el primer profesor que solicita su adquisición. Si no recuerdo mal, son 35 volúmenes, editados para mayor garantía de fidelidad ideológica, por la Editorial estatal de la Alemania comunista en Berlin (sector soviético, i.e. Capital de la auto-denominada y hoy extinta “República Democrática Alemana”). En su idioma original, por supuesto.

Cuando llegan las Obras Completas, se instalan en mi despacho al haber sido yo el solicitante. Pues bien, parafraseando a Adolfo Suárez, puedo certificar y certifico que hasta mi jubilación allí permanecieron… i.e. Nadie, ningún profesor ni de la Facultad de Derecho, ni de ninguna otra Facultad, ni de la Universidad Complutense ni de ninguna otra Universidad española, solicitó tomo alguno de las Obras Completas de Marx y Engels… a lo largo y ancho de más de 25 años.

Otra anécdota significativa es mi experiencia en la Facultad de CC. Políticas de la década de los años 60…. Y donde obtuve finalmente la Licenciatura y el Doctorado… A través de la cátedra de Historia de las Ideas Políticas, cuyo titular era Luis Díaz del Corral, con fama de muy docto (y de una gran fortuna familiar) con discípulos tan ilustres como Mari-Carmen Iglesias, tutora del hoy rey Felipe VI, de la Infanta Cristina… Presidenta de la Academia de la Historia, etc. Se impartían lecciones sobre las doctrinas de Platón, Aristóteles, Cicerón, etc.… hasta llegar a Tocqueville. Punto y final. Ni una sola lección sobre Marxismo o Fascismo o Nacional-Socialismo … y no es porque lo prohibiera Franco, sino por aquello de la “libertad de cátedra”… y donde los alumnos no solían ver al muy ilustre Díaz del Corral. Sus clases eran impartidas por los ayudantes… Por lo tanto, mal se puede hablar de la presunta influencia de la doctrina marxista a través de la Facultad de Ciencias Políticas, creada bajo el Régimen de Franco en 1948, si mal no recuerdo.

Refiriéndome a lo antedicho en descargo de José Antonio… por el desconocimiento que tuvo de la verdadera historia de la famosa “Revolución Rusa” 1917, en la España que él vivió, citar el caso de las Facultades de Derecho que yo conocí en la España entre 1960 – 2000… donde los alumnos (en su 90 %) en la asignatura de Derecho Político, estudiaban por los libros de texto de Sánchez Agesta, Jiménez de Parga o Jorge de Esteban… Compárese su “peculiar” narración (básicamente tomada de su admirado “maestro” francés Maurice Duverger) con la que podemos leer p.e. en los libros de los historiadores alemanes. Ni punto de comparación…

____________________

… Y tampoco José Antonio hubiera podido enterarse en 1933-1936 del por qué el partido bolchevique de Lenin no había sido admitido en la Internacional Socialista… Por la sencilla razón de que ni en la Biblioteca Nacional ni en ninguna otra de las que frecuentaba -cuando podía- José Antonio p.e. la de la Escuela Social (entonces con otro nombre), no hubiera encontrado el demoledor libro “Terrorismo y Comunismo” de Kautsky, ni en alemán ni traducido al español, o al francés o al inglés, etc. etc. Y mucho menos libros de la guerra civil rusa de autores alemanes, ni en su versión original ni traducidos al español. Lo más que hubiera encontrado sería el librito -tan importante- de Fernando de los Rios: “Mi viaje a la Rusia sovietísta” (sic), que probablemente lo leyó, y la versión española del libro resumido “Anti-Dühring”, que no parece haber llega a leer.

En su valioso librito, F. de los Rios nos hace -entre otras- dos valiosas aportaciones. 1) Es testigo presencial de que Trotzky era quien entusiasmaba a las masas mucho más que Lenin. 2) Su entrevista con Lenin (no dice en qué idioma se entendieron). A su pregunta de cuándo Lenin pensaba pasar a la siguiente etapa… de libertades. La contestación sincera y rotunda de Lenin fue de las que hacen historia: “¿Libertad… para qué?

A título de ejemplo, tenemos el caso histórico tan interesante del fundador del PSOE, Pablo Iglesias… Cuando se produce la famosa y complicada de entender “Revolución de Octubre”, con su fino olfato político, Pablo Iglesias quiere enterarse de verdad, porque sabe lo mal informada que está la opinión pública en España y envía allí (a Rusia) a dos “mensajeros” antagónicos: a un intelectual, muy capacitado, Fernando de los Rios, Catedrático de Derecho Político y a un dirigente sindical (de nombre Anguiano, creo recordar). Los sendos informes que pasan a Pablo Iglesias son radicalmente opuestos. Fernando de los Rios, un socialista a quien José Antonio tiene dedicado su mejor elogio en público, en una sesión de las Cortes 6 junio 1934… Nada menos que decirle, después de una sorprendente intervención de Fdo. de los Ríos, elogiando la obra de las Misiones españolas en América, que si el PSOE, el Socialismo español fuese como él (Fernando de los Ríos) había expuesto, la Falange no tendría razón de existir y “cerraría” (desaparecería)…(*)

____________________

(*)”… el día en que el partido Socialista asumiera un destino nacional… ese día no tendríamos que salir de nuestras casas a levantar el brazo… el día en que España recobrara la misión de estas dos cosas juntas, podéis creer que la mayoría de nosotros nos reintegraríamos pacíficamente a nuestras vocaciones”.

____________________

Para que los lectores… incluyendo a GM, principal destinatario de este artículo-replica… se hagan más cabal idea de cómo funcionaba el mundo de las ideas políticas en la España que le tocó vivir a José Antonio, y que curiosamente se sigue reflejando en la España actual, voy a presentar los casos de dos falangistas muy destacados. De un lado,Ceferino L.Maestú, veterano periodista, que hoy cuenta con 95 años de edad. Su profundo conocimiento de la doctrina de José Antonio no es de ahora, por supuesto, sino que se remonta a más de 70 años atrás (GM reconocerá que no es su caso…). N.B. Nos conocimos en 1963, cuando Maestú me propuso muy seriamente resucitar el espíritu de las antiguas Falanges Juveniles… porque estaban siendo castradas políticamente, i.e. “democratizadas”, y convertidas en una OJE (boys-scouts) por López Cancio, promotor de GM, por cierto… De ahí nació luego el FES y la acción sindical de Maestú…

En el intercambio epistolar que hemos mantenido …más un encuentro (comida) en el Valle de los Caídos en 2013, sorprendentemente Maestú comete el mismo error que José Antonio, i.e. estar convencido de que Lenin era marxista….y que su acceso al poder en Rusia pertenecía a las predicciones de Marx… Con la diferencia de que José Antonio vivía en el entorno cultural de la España de 1933-1936 y Maestú a lo largo y ancho de la España actual, en el entorno de 1940-2014. Trataré de exponerlo esquemáticamente. Maestú hace una singular división en los socialistas de la época de José Antonio… Socialistas marxistas (encabezados por Largo Caballero) y socialistas “no marxistas” (encabezados por Indalecio Prieto, de quien Maestú está perdidamente “enamorado”, a pesar de que yo se lo recrimino constantemente… porque, entre otras cosas era Ministro en el Gobierno de L.C. que mandó fusilar a José Antonio…). Cuando yo le replico por carta que Largo Caballero estaba lejos de ser marxista, Maestú me responde inmediatamente: “Olvidas que a Largo Caballero se le conocía por el “Lenin español”. Mi contestación, nada diplomática: “Pero hombre de Dios… (N.B. exclamación muy española y que quienes conozcan a Maestú saben que le encaja perfectamente…), claro que lo tengo en cuenta, pero ¿De cuándo acá Lenin era marxista?” Y estamos hablando de 2014 no de 1936…

En efecto, Largo Caballero era un admirador de Lenin, pero no por la lectura de sus libros o escritos, que probablemente no conocería ninguno, sino por sus éxitos, i.e. por haber alcanzado el poder … por la fuerza… y de haberse mantenido en el poder… por medio del terror… liquidando a la clase capitalista y a la clase burguesa… N.B. “Marxista, pero no perdiendo” podría haber sido el lema de Lenin… Largo Caballero, en su admiración por Lenin, llega incluso a tratar de imitarlo… recuérdese su intento de Octubre 1934… Asturias y Cataluña… que pretendía extender por toda España. … Lo del mes de octubre no fue mera coincidencia… Era a imagen y semejanza de la pretendida “Revolución de Octubre” 1917… Largo Caballero tampoco estaba al corriente de la diferencia entre el calendario juliano y el calendario gregoriano…

Otro caso de falangista muy conocido: Narciso Perales (1914-1993), Palma de Plata al valor otorgada por el propio José Antonio. médico de prestigio, etc. Poco antes de su muerte concede una entrevista (que Maestú reproduce en un cuadernillo que edita en su memoria) y… repite los mismos errores “externos” que José Antonio… Repite palabra por palabra parte del discurso de José Antonio el 17 novbre. 1935, porque está convencido de ello: “… en la revolución rusa (sic), en la invasión de los bárbaros a que estamos asistiendo, van ya ocultos y hasta ahora negados, los gérmenes de un orden futuro y mejor. Tenemos que salvar esos gérmenes… Esa es la labor verdadera que corresponde a España y a nuestra generación: pasar de un orden económico social que se derrumba… a la orilla fresca y prometedora del orden que se adivina… pero sin que nos arrastre el torrente de la invasión de los bárbaros…”

Sin embargo, no nos cansaremos de repetir, José Antonio comete esos errores porque vive en la España tan atrasada culturalmente de 1933-1936… mientras que Narciso Perales hablaba en 1992, si bien era un médico de dedicación absoluta a su profesión, sin tiempo ni ganas para encerrarse en una Biblioteca y ponerse a estudiar y revisar posibles errores “periféricos” de los discursos de José Antonio que él tanto admiraba.

En 1992 ya se sabía en que consistió el símil que tanto gustaba a José Antonio de “la invasión de los bárbaros”.

Cuando José Antonio es fusilado en novbre. 1936 por sentencia del Tribunal Popular que le “juzgaba”, se sabía a medias a nivel mundial, pero mucho menos en España… Lenin se liquidó físicamente a las clases capitalista y burguesa (hasta incluso a los modestos propietarios de un tienda de comestibles; agricultores de un modesto minifundio, etc.) a la nobleza (el 17 julio 1918 Lenin da orden de masacrar al Zar con toda su familia, apresada en Ekaterinburg) y después de 1920 con la victoria del Ejército Rojo (cuyo organizador fue Leon Trotzky… Bronstein de nombre real) se termina la “depuración”, salvo los que logran salvarse, escapando al exilio…

Cuando Stalin se hace con el poder, ya no tiene que dedicarse a liquidar a las “clases opresoras”. Ya lo ha hecho Lenin. Stalin se dedica a las “depuraciones” internas, en el propio Partido Comunista ruso. Lo primero, la “vieja guardia” de Lenin y luego… largo de contar… acciones criminales con millones de víctimas como p.e. la terrible hambruna provocada en Ucrania (entonces el granero de Europa), con Krutschof -ucraniano- de brazo ejecutor… entre 8 y 10 millones de víctimas, con fotografías espeluznantes de cadáveres por las calles(*). El relato de un famoso escritor polaco (cuyo nombre ahora no recuerdo)… en entrevistas directas…bajo el régimen soviético… p.e. el cuidado de las madres en esos años (1932-1933) para que sus niños pequeños no salieran solos a la calle, por el peligro de ser raptados… para comérselos… Más tarde, durante y después de la II Guerra Mundial, orden de traslados masivos de población, como represalia, en condiciones infra-humanas, con centenares de millares de víctimas, etc. Algo más tarde, la aparición a nivel mundial, del “Libro negro del Comunismo” con todo lujo de detalles, fechas y cifras… Se calcula en 50 millones de víctimas desde la famosa “Revolución de Octubre”. Ese fue el recorrido histórico de la mencionada “invasión de los bárbaros”. En España, el desconocimiento de todos estos acontecimientos justifica el “despiste” histórico de una cabeza tan privilegiada como la de José Antonio. (*) Hace unos 10 años yo tuve la suerte de visitar en Kiew una exposición abierta, en el centro de la ciudad, junto a la Catedral, con todo lujo de detalles, cifras, fotografías, documentos, etc.

Capitalismo.- Vayamos ahora a este importante capítulo que GM incluye en su artículo para demostrarnos un pretendido “influjo directo(sic) de Marx en José Antonio”. Para empezar, José Antonio distingue entre capitalismo rural; capitalismo bancario y capitalismo industrial. Releyendo a José Antonio, encontramos párrafos como este: “Os decía (novbre.1935) que el fenómeno del mundo es la agonía del capitalismo (sic). Pues bien de la agonía del capitalismo no se sale sino por la invasión de los bárbaros (sic) o por una urgente desarticulación del propio capitalismo… el propósito resuelto de llevar a cabo, a fondo, una verdadera Ley de Reforma Agraria… La reforma agraria no es solo para nosotros un problema técnico, económico para ser estudiado en frío… es la reforma total de la vida española. España es casi toda campo. El campo es España… no es solo un problema económico: es un problema entero, religioso y moral. Por eso es monstruoso acercarse a la reforma agraria con solo un criterio económico… por eso es monstruoso que … como si los que reclaman desde su hambre de siglos, solo aspirasen a una posesión patrimonial y no a la íntegra posibilidad de vivir como seres religiosos y humanos”. ¡Sencillamente magistral! Y a los 32 años de edad… ¡Algo increíble!

Ahí lo tenéis, José Antonio se equivoca, “resbala”, en el aspecto meramente “periférico” del problema, porque carece de elementos de juicio en su época, creyendo que la “Revolución Rusa” de Lenin forma parte de las “predicciones” de Marx y nos habla de la “agonía del capitalismo”… de que el capitalismo tiene sus días contados…que es inminente su caída… Nos habla de la “invasión de los bárbaros”… y de los gérmenes que van ocultos en ella y que hay que salvar… refiriéndose a la Rusia soviética… que además, por cierto, ya en vida de José Antonio (1933-1936) había sufrido una radical transformación al hacerse Stalin con el poder a la muerte de Lenin (enero 1924)…y José Antonio hace caso omiso de tal cambio histórico… ni lo menciona… por las razones antedichas de que vive en la España de 1933-1936.

Tampoco puede adivinar -porque no tiene el don de profecía- que en el curso de la Historia, el capitalismo sale de su pretendida agonía introduciendo paulatinamente reformas radicales en su sistema, i.e. siendo lógico con sus objetivos… En efecto para el capitalismo su objetivo principal es ganar dinero. El beneficio. Su motor es el egoismo… No la caridad cristiana… Si a un capitalista sus expertos le demuestran que introduciendo mejoras para el personal, aumenta la productividad… lo hará, i.e. introducirá la calefacción, equipos de ventiladores, luego el aire acondicionado, el hilo musical, construirá campos de deportes con piscina olímpica, guarderías infantiles, asistencia medico-sanitaria en sus fábricas,(*) etc. No por amor a Jesucristo ni a las enseñanzas cristianas, sino… por amor al dinero, por incrementar la productividad y así aumentar su beneficio, etc.

____________________

(*) A título de anécdota histórica… el que suscribe… la primera pista de tenis que vió en su vida -en los años 40 no existía la tv en España- fue en los campos de deportes de “Standard Eléctrica, S.A.” (capital USA)… la 1ª piscina con trampolín que vió en su vida fue idem … idem… En el barrio donde me crié, cercano a esa empresa, de vez en cuando se corría la voz: … “Están repartiendo una nueva paga extraordinaria en la Standard…” Sin embargo, José Antonio no se equivoca en absoluto en el aspecto básico i.e. en el ámbito fundamental. Fijaos cómo se distancia ya de la doctrina de Marx y de sus “leyes naturales” que cree haber descubierto para interpretar la evolución de la historia de la humanidad… considerando a la Economía como motor de la vida humana… independiente de la voluntad del hombre. José Antonio, por el contrario, nos habla de la urgente tarea de desmantelar o desarticular el capitalismo… por la voluntad del hombre. Y señala: “Esa es la labor verdadera que corresponde a España y a nuestra generación” … Algo, repito, totalmente contrario a la tesis marxista y recordando al lector, que Marx murió considerándose un científico no un revolucionario… Pero GM no se percata de ello y, por lo tanto, no lo señala… Y en cuanto al núcleo básico y fundamental del problema, la diferencia es abismal entre Marx y José Antonio…. Una y otra vez José Antonio repite que el desmantelamiento o desarticulación del capitalismo no es una simple tarea económica sino que se trata de una alta tarea moral…. Imposible de encajar con las tesis de Marx… Eso implicaría admitir por parte de Marx, Engels, Kautsky, Bernstein, etc. que por encima del orden económico existe un orden superior… el orden moral… Y José Antonio tiene la gallardía, la valentía intelectual de “remachar el clavo”: un orden religioso y moral… Y a la hora de hablar del campesinado de su época (1935) y de su “hambre de siglos”, nos indica que “… aspira a la íntegra posibilidad de vivir como seres humanos y religiosos”.

____________________

Así pues, esto último enlaza con la crítica a GM expuesta al comienzo de este artículo-réplica. Si GM escribe sobre una hipotética influencia (“influjo directo”) de Marx en José Antonio y sobre aspectos “periféricos”, no tenía por qué silenciar la auténtica y demostrada influencia directa en el pensamiento doctrinal de José Antonio, en su aspecto básico y fundamental: el Derecho Natural cristiano en general, y Sto. Tomás en particular.

Respecto a otros puntos que GM considera muy importantes en su artículo y que en realidad no lo son, v.gr. el hipotético “revisionismo” de Bernstein, Kautsky, etc. quedan ampliamente contestados en mis dos citados libros (uno de 625 págs. y otro de 312 págs.). Baste señalar aquí que las críticas o elogios de “revisionismo” sobre Bernstein y Kautsky (“el maestro Kautsky” para Pablo Iglesias) fueron alternativos desde la muerte de Engels (1895). Sin embargo, lo cierto es que uno y otro siempre afirmaron su fidelidad al pensamiento de Marx según la magistral y diáfana exposición de Engels… y después de su relativo distanciamiento, andando los años vuelven a hermanarse… como lo que son… dos “hermanos gemelos” en la doctrina marxista a través de su maestro Engels…

En conclusión, GM se equivoca de medio a medio… por todos los razonamientos arriba expuestos (… y como diría el chuleta de mi barrio… ” y más que me dejo en casa”… i.e. mis libros antes citados…). GM pretende anotarse un tanto periodístico anunciando a bombo y platillo su “descubrimiento del Mediterráneo”… la pretendida y engañosa “influencia directa” (que GM denomina “influjo”) … que, según él, “ha permanecido largo tiempo en la penumbra”. Y para mayor “inri”, GM lo hace basándose en los análisis indirectos de su admirado profesor comunista Manuel Sacristán y no en una investigación directa de las obras de Marx… Imposible para GM… De un lado porque no sabe alemán (aunque con sus 80 años ya ha tenido tiempo de aprenderlo… Ignoro sus conocimientos de Inglés y de Francés, aunque me da la impresión de que no llega al nivel de José Antonio) y de otro lado porque -según hemos leído antes a Kautsky y Bernstein en su sincera y humilde confesión- a Marx nadie, salvo Engels, ha sido capaz de entenderle e interpretarle. Y además… Sin saber alemán ¿Cómo puede él (GM) juzgar si su admirado profesor comunista ha sabido interpretar correcta o incorrectamente a Marx?

Y en cuanto a GM respecto a José Antonio… Una persona que a sus 80 años todavía no sabe distinguir entre lo que es básico y fundamental en la doctrina de José Antonio y lo que es accesorio o “periférico” ¿cómo pretende haber descubierto -con la ayuda del Prof. M. Sacristán- “el influjo directo de Marx en José Antonio”…?

Quedo en espera de vuestros comentarios. Mientras tanto, saludo a nuestro estilo,

____________________

(N.B. Hago figurar mi 2º apellido porque, según me he enterado hace unos pocos años, tiene también origen alemán, i.e. Lucke (otros autores hablan además de Lübke)…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD

  • DesdeMiCampanario.es declina toda la responsabilidad sobre las opiniones vertidas por los lectores en los comentarios.
  • Serán eliminados todos los comentarios que contengan insultos, blasfemias, inmoralidades, errores doctrinales o teológicos, proselitismo y/o apología de las falsas religiones e ideologías, etc...
  • Serán eliminados los 'comentarios basura', los enlaces publicitarios y los que infrinjan la ley.
  • Serán eliminados los comentarios que claramente tengan intención de sabotaje.
  • DesdeMiCampanario.es se reserva el derecho de corregir la ortografía y gramática de los comentarios.

ETIQUETAS HTML

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>